HUMOR - muygraciosos.com

Animales





Esta era una tortuguita que se subía a un árbol, se asomaba a una rama, y luego se tiraba de cabeza al suelo.
La pobre tortuguita se hacía mierda en el suelo, pero se levantaba, limpiaba su caparazón y volvía al intento, se subía al árbol iba a la rama y se lanzaba, para sacarse nuevamente cresta y media.
Asi siguió la pobre tortuguita durante mucho rato, y un par de palomas que la miraba con aire 'paternal' se dicen:
- 'Oye querido, y si le decimos que es adoptada?'



Ricardo recibió un loro por su cumpleaños; ya era un loro adulto, con una muy mala actitud y vocabulario. Cada palabra que decia estaba adornada por alguna palabrota, asi como siempre de muy mal genio.
Ricardo trato desde el primer día de corregir la actitud del loro, diciéndole palabras bondadosas y con mucha educación, le ponía música suave y siempre lo trataba con mucho cariño.
Llegó un día en que Ricardo perdió la paciencia y gritó al loro, el cual se puso más grosero aun, hasta que en un momento de desesperación, Ricardo puso al loro en el congelador.
Por un par de minutos aún pudo escuchar los gritos del loro y el revuelo que causaba en el compartimento, hasta que de pronto todo fue silencio.
Luego de un rato, Ricardo arrepentido y temeroso de haber matado al loro, rápidamente abrió la puerta del congelador. El loro salió y con mucha calma dió un paso al hombro de Ricardo y dijo: siento mucho haberte ofendido con mi lenguaje y actitud. Te pido me disculpes y te prometo que en el futuro vigilaré mucho mi comportamiento.
Ricardo estaba muy sorprendido del tremendo cambio en la actitud del loro y estaba a punto de preguntarle que es lo que lo había hecho cambiar de esa manera, cuando el loro continuo:
- te puedo preguntar... ? que fue lo que hizo el pollo?



Un motociclista va a 150 km/h por una carretera y de pronto se encuentra de frente con un pajarito y no lo alcanza a esquivar. Por el espejo retrovisor ve que lo lanzo hacia arriba y lo hizo dar varias volteretas sobre el pavimento hasta quedar tendido.
No pudo contener el remordimiento y regreso a recogerlo.
El pajarito estaba inconsciente, como muerto, era tal la angustia del conductor que de todos modos lo recogio, le compro una jaulita y lo dejo en la casa asegurandose de poner un poquito de pan y agua para el accidentado.
Al dia siguiente el pajarito recupero la conciencia y al despertar se vio encerrado como en una carcel y exclamo en voz alta:
- Mierda! Mate al de la moto!














Estaban 3 ratones en una cantina y uno empieza a presumir:
Yo cuando veo una ratonera, la activo y la levanto 20 veces.
Otro no se queda atrás y dice:
Yo cuando encuentro veneno para ratas lo pongo en mi café para
fortalecerme.
Por último uno se para y dice,
Lo siento pero tengo una cita con una gata.







Más chistes de Animales Página principal
© Copyright 2000/2002 Roberto Pascobepop.com.ar
Diseño basado en TEMPLATED