HUMOR

Animales


Un joven le pregunta a otro que lleva paseando un perro: ¿ oye, este perro permite que se le acerquen?
¡Claro! Si no a quién va a morder.




El hijito camello pregunta:
Mami, ¿por qué tenemos estas patotas?
Ay, mi bebé, pues muy sencillo, son para no hundirnos en la arena del desierto.
¡Ah!, oye, ¿y por qué tenemos estas pestañotas?
Ay, chiquito mío, pues para proteger nuestros ojos del fuerte sol y de la arena del desierto.
¡Ah!, mami, mami, ¿por qué tenemos esta jorobota?
Oh, queridito, pues en la joroba acumulamos grasa y líquidos para soportar muchos días en el desierto sin agua ni comida, así podemos tener grandes jornadas de trabajo, para eso nos sirve.
¡Ah!, oye, mami, ¿y entonces, qué diablos hacemos tú y yo en un zoológico?



Estaba un hombre en la calle con un perro de raza callejera, por su apariencia se notaba que era un hombre atontado.
Cuando llega otro hombre con tres tremendos perros rotwailler.
Y le pregunta al otro hombre:
¿Oye, porque no hacemos una competencia, tu perro contra estos tres perros?
Seguramente el hombre creyo que no iba a aceptar la apuesta, sin embargo el hombre le dice:
Si
Entonces dijeron:
¡3,2,1 ya!
y se pusieron a pelear, cuando de repente el perro callejero se comio a los tres perros. Y el otro hombre sorprendido le dice: ¿De donde sacaste este perro?
Y le contesta:
Lo que pasa es que el otro día vino un circo a la ciudad y este perro se escapo, y traía una gran melena alrededor del cuello y yo se la corte.










¿Qué es una hipoteca?
Una discoteca para hipopótamos.




¿Cuál es el animal que no come los domingos?
El que se muere el sábado.







Más chistes de Animales Página principal
© Copyright 2000/2002 Roberto Pascobepop.com.ar
Diseño basado en TEMPLATED