HUMOR

Borrachos


Estaban dos borrachos en un bar y uno le pregunta al otro:
Oiga compadre, hip, ¿por qué a usted le gusta tomar?
Y el otro le contesta:
Pos para verme más guapo, bello, y hermoso.
El primer borracho vuelve a preguntar:
Y, ¿por qué dice que se ve más guapo, bello y hermoso?
Pos, porque cuando llego a mi casa mi mujer me dice, "muy bonito, muy bonito".




Entra un tipo a un bar y pide:
Deme un vaso de whisky.
Y empieza a soltar puñetazos al aire como hacen los boxeadores cuando pelean con su sombra. El barman lo mira asombrado y no le hace caso. Al rato:
Deme otro vaso de whisky.
Y continúa con el boxeo. Al rato:
Otro, por favor.
Y sigue con el boxeo. El camarero tomándolo por loco, le pregunta: ¿Y? ¿Cuándo empieza la pelea?
Cuando usted quiera, no tengo dinero.




Entran unos policías a un bar y preguntan: ¿Quién aquí es Pedro Gonzáles? Y sale un borracho y dice: Yo soy Pedro González. Entonces los policías lo cogen y lo llevan a la cárcel, le dan una paliza y lo dejan encerrado. Al otro día se levanta el borracho y les dice: ¡Ja!, los engañé, yo no me llamo Pedro Gonzáles.











Estaban dos amigos borrachos y uno le dice al otro:
¡Oye amigo! ¿Cómo se matan los elefantes azules?
Y el otro le dice:
Fácil, agarras un rifle para matar elefantes azules.
¡Aha! ¿Y cómo se matan los elefantes rojos?
Fácil, lo estrangulas hasta que se ponga azul, y lo matas con un rifle para matar elefantes azules,
¡Aha! ¿Y cómo se matan los elefantes verdes?
Facil, le cuentas un chiste hasta que se ponga rojo de la risa, lo estrangulas hasta que se ponga azul, y lo matas con un rifle para matar elefantes azules.
¡Aha! ¿Y oye, cómo se matan los elefantes amarillos?
¿Desde cuándo hay elefantes amarillos?




Un niño muy mal educado e insolente le pregunta a un policía.
Niño: señor policía ¿me puede decir la hora?
Policía: faltan 10 minutos para las 11 a.m.
Niño: entonces a las 11 me limpia los zapatos.
Luego el niño se escapa y el policía todo enfurecido va tras de él. Al llegar a una esquina pierde de vista al niño y justo allí se encontraba un borracho, al que le pregunta:
Policía: señor, ¿vio pasar corriendo a un niño?
Borracho: primero dígame porqué lo seguía.
Policía: el niño me preguntó por la hora, yo le dije que faltaba 10 minutos para las 11 a.m. y el muy insolente me dijo que a las 11 le limpiara los zapatos.
Borracho: entonces señor policía ¡qué apuro tiene Ud. si todavía faltan 5 minutos!







Más chistes de Borrachos Página principal
© Copyright 2000/2002 Roberto Pascobepop.com.ar
Diseño basado en TEMPLATED