HUMOR

Crueles


Estaba un día un rico y un pobre, en eso el rico dice:
En mi casa comemos a la carta, lo que pedimos nos sirven.
El pobre lo mira y le dice:
En mi casa también comemos a la carta, el que saca la mayor, come.



Sube una señora al microbús y sorprendido el chofer le dice:
¡Ay, caray, nunca había visto un chamaco tan feo!
La señora llorando se sienta y al pasajero que está a su lado le dice: Ese chofer es un grosero.
Y el pasajero le contesta:
¡Vaya y reclámele mientras tanto yo le cuido a su chimpancé!





Página principal
© Copyright 2000/2002 Roberto Pascobepop.com.ar
Diseño basado en TEMPLATED