HUMOR

Mamá-Papá


Mamá, mamá, mi hermano ya no me gusta.
¡Calla y sigue comiendo!




Mamá, mamá, están golpeando la puerta.
Déjala, que se defienda sola.




Llegan y golpean en una casa y preguntan:
¿Está tu mama?
El niño responde:
No, no está.
¿Y tu papá?
¡El también se escondió!











Papá, papá, llévame al circo.
De eso nada, el que quiera verte que venga a casa.




Mamá, mamá, ¿tenés buena memoria para las caras?
Sí, ¿por qué?
Porque acabo de romper sin querer el espejo del baño, y desde ahora te vas a tener que maquillar de memoria.







Más chistes de Mamá-Papá Página principal
© Copyright 2000/2002 Roberto Pascobepop.com.ar
Diseño basado en TEMPLATED