HUMOR

Niños


Eran unos trillizos que habían nacido y ya acostaditos en su cuna el primero despierta, levanta su cobija y mira hacia abajo, despierta a su hermano que dormía a un lado de él y le dice:
Ps, ps, despierta, fíjate que yo soy un niño.
El bebito lo escucha y dice:
Déjame ver que soy yo.
Levanta la cobijita, mira abajo y le dice:
Uuauu yo soy una niña.
Los dos despiertan al tercero y le preguntan:
¿Tu qué eres?
El bebito levanta su cobija para mirarse y les contesta:
No sé que soy.
Pero cómo que no sabes, fíjate bien, levanta bien la cobija. Mira de nuevo y dice:
No lo sé, y llora por tener la gran duda.
¿Pues por qué no sabes?, preguntan los bebes.
Es que mis zapatitos son amarillos.




Mientras jugaba con mi hija ésta me dijo:
Mami, te amo.
Y le contesté:
Y yo a ti, pero díselo a papi también.
Y la niña le dijo a su papá:
¡Papi, amo a mami!




Una vez un chico que fue a comprar cigarillos y le dice al quiosquero: Señor, ¿Tiene cigarrillos de colores?
No nene, no tengo.
Al día siguiente vuelve el chico y le pregunta al quiosquero:
Señor, ¿Tiene cigarrillos de colores?
No nene, ya te dije que no tengo, dijo el quiosquero con nerviosismo. Esa misma noche el quiosquero agarró un paquete de cigarrillos de cada marca, y los pintó a todos de diferentes colores.
Al otro día el chico vuelve al quiosco y le pregunta al quiosquero: Señor, señor, ¿Tiene cigarrillos de colores?
Y el quiosquero contesta orgulloso:
Sí, ¿Qué color queres?
¡Blanco!











En la tarde del sábado aproximadamente las 2:00 pm, un niño va donde su padre y le dice:
Papi, ¿Puedo ir a la fiesta de cumpleaños del niño rico que se mudó en la esquina?
El padre le dice que sí, pero que esté en casa antes de las 7:00 pm de la noche.
Luego más tarde pasan las 7, las 8, las 9, ya toda la familia está reunida en la casa del niño, y todos preocupados, y a eso de las 11:00 pm el niño llega a la casa con el ojo morado y la cara desbaratada.
El padre preocupado le pregunta:
Mi hijo, ¿Qué te pasó?
Nada papi, que rompieron la piñata y a mí me cayó un televisor y un VHS.



Un niño le dice a su papá:
Papá, ¿Me puedo casar con tu mamá?
Y el papá le dice:
¡No, estás loco vos!
Y el niño le contesta:
¿Cómo vos te casaste con la mía?







Más chistes de Niños Página principal
© Copyright 2000/2002 Roberto Pascobepop.com.ar
Diseño basado en TEMPLATED