HUMOR

Niños


Dos niñas están en un campamento donde compartían habitación y litera. A la hora de irse a la cama, la niña de la litera de arriba reza:
Con Dios me acuesto, con Dios me levanto, con la Virgen María y el Espíritu Santo.
Pocos segundos después, se le hunde la litera, y la niña de la litera de abajo exclama:
¿Lo ves? ¡Eso es lo que pasa por dormir con tanta gente!




Una nena está observando la cabeza a su mamá y le dice:
Mira, mamá, tienes un cabello blanco, y otro, y otro.
La mamá le responde:
Esas son canas.
Oye, mamá, ¿Y por qué te salen canas?, pregunta la nena.
Porque cada vez que tu te portas mal y yo te tengo que reprender, me sale una cana, responde la mamá.
¡Ay mamá! comenta la nena, ahora comprendo por qué abuelita tiene la cabeza toda blanca.




Tía Teresa, ¿para qué te pintas?
- Para estar más guapa.
- ¿Y tarda mucho en hacer efecto?











Había un niño tan, pero tan fanático de los video juegos, que cuando se murió le pusieron en la tumba "game over".




El niño y el cura.
Cierto día un niño huérfano estaba llorando en la puerta de una parroquia, al rato sale el cura y le pregunta:
Hijo mío, ¿Por qué lloras?
El niño entre lagrimas le dice:
Es que acabo de perder un dólar.
Y sigue llorando...
Ya, ya no llores, le dice el cura, te voy a regalar un dólar.
El niño coge el dólar y lo mete a su bolsillo. El cura entra nuevamente a la parroquia para tener la misa de costumbre y escucha un llanto de niño, el cura sale enfurecido y encuentra al mismo niño llorando y le dice: ¿Y ahora por qué lloras?
Y el niño le responde:
Padrecito, si no hubiera perdido mi dólar ahora tendría dos.







Más chistes de Niños Página principal
© Copyright 2000/2002 Roberto Pascobepop.com.ar
Diseño basado en TEMPLATED