HUMOR

Amigos


Van dos amigos por la calle y uno le dice al otro:
¡Mira! ¡un reloj!
Sí, es mío, es que a veces se me adelanta.




Un señor iba paseando por la calle cuando se encuentra a un amigo y éste lo saluda:
¡Hola! ¿Cómo te ha ido?
Bien, gracias.
Oye, ¿Tendrás un cigarro que me regales?
Claro, aquí tienes.
El amigo se lo da, y antes de que se fume el cigarrillo, el señor se toma una pastilla y después procede a fumarse el cigarrillo. El amigo dudoso, pregunta:
¿Y para qué sirve esa pastilla?
¡Ah! Sirve para que se me quiten las ganas de fumar.
¡Pero si estás fumando!
Claro, pero sin ganas.




Como le cuento compadre, mi mujer se escapó con mi mejor amigo.
-En serio, y ¿cómo se llama su mejor amigo?
-No lo sé, pero de hoy en adelante es mi mejor amigo.











Hombre, me acabo de comprar un aparato para la sordera que es una maravilla, me lo puedo meter en la oreja y nadie se da cuenta.
Vaya, que cosas, ¿Cuánto te ha costado?
¡Las dos y cuarto!




¿Cómo está tu mujer?
Regular.
¿Por qué, está enferma?
No, es que todas las demás están mejor.







Más chistes de Amigos Página principal
© Copyright 2000/2002 Roberto Pascobepop.com.ar
Diseño basado en TEMPLATED