HUMOR

Borrachos


Un borracho que se sube a un autobus y se topa con un predicador que decía :
Estas yendo derecho al infierno!
- Me he vuelto a equivocar de autobus




Estaba un borracho tirado en una cantina, después de unas horas salió arrastrándose de aquel antro de perdición y se dispuso a tomar un taxi. ¡Taxi, taxi! Gritaba el borracho.
Se paró un coche y se subió arrastrándose y le dio la dirección al taxista. Cuando llegó a su casa se bajó y se fue arrastrando a la casa. Tocó la puerta y le abrió su mujer que al verlo tirado en el piso le dijo: ¡Ay José! ¡Ya volviste a empeñar tu silla de ruedas!




Eran 2 borrachitos que iban por la calle, cuando se oyó que gritaban: ¡Ayuden, me ahogo! ¡Una cuerda!
Entonces, uno de los borrachos le dice al otro:
¡Ay, no más! ¡Se está ahogando y todavía quiere ahorcarse!











Van dos borrachos por la nieve, uno ve a un perro San Bernardo con su barrilito de whisky, y le dice al otro:
¡Mira, por ahí viene el mejor amigo del hombre!
A lo que el otro contesta:
¿Sí y viene con un perro?




Iban dos borrachos por el muelle, y de repente uno de ellos escucha una voz desesperada, que decía:
¡Una cuerda, una cuerda!
Y se asoman a ver quién era, y era un chavo ahogándose y dice el borracho: Está viendo que se está ahogando, y todavía quiere ahorcarse.







Más chistes de Borrachos Página principal
© Copyright 2000/2002 Roberto Pascobepop.com.ar
Diseño basado en TEMPLATED