HUMOR

Mamá-Papá


Había un niño que jugando a la pelota se le salió un diente, y le preguntó a su madre:
Mamá, mamá, se me salió un diente, ¿qué hago?
Y en esto la madre le contesta:
Déjalo debajo de tu almohada y el ratoncito de los dientes te dará algo. El niño eso hizo, y el día siguiente su mamá le preguntó:
¿Y qué te trajo el ratoncito?
Y el niño le responde:
Nada, me dejó un papelito que decía, "sigue participando".




Mamá, mamá, ¡En la escuela me dejan solo!
¿Mamá, mamá? ¿Mamaaaaaaaaaaaaá?




¡Mamá, mamá, trae un curita!
¿Por qué, hijo?
Se cortó el teléfono.











La madre estaba en el 5° piso y llama al hijo que estaba en la planta baja.
¡Subí hijo, por favor! ¡Dale, subí de una vez caramba!
¡No subo nada porque me vas a tirar otra vez!




Mamá, mamá, ¡En la escuela me dicen calculadora!
Pero no te preocupes Casio.







Más chistes de Mamá-Papá Página principal
© Copyright 2000/2002 Roberto Pascobepop.com.ar
Diseño basado en TEMPLATED