HUMOR

Atlantes


Estaban dos atlantes platicando y uno le dice al otro:
Oye Venancio, ¿por qué estabas ayer tan triste y hoy estas tan feliz? Y le contesta:
Porque ayer me llegó una carta diciendo que mi mamá estaba muerta, pero de buenas se equivocaron, no era para mí sino que era para mi hermano.



El vecino de un atlante estaba cortando el pasto cuando ve salir a su vecino que se dirige a mirar el buzón para las cartas, da un portazo y entra muy enojado a su casa.
Al rato se repite la misma historia, sale el atlante, revisa el buzón de su correo, da un portazo y entra a la casa muy enojado.
Al ver a su vecino tan molesto le pregunta:
Manolo, ¿qué te pasa que estás tan enojado?
Es que la computadora estúpida dice "tienes correo" y vengo a ver y no hay nada.




Dos atlantes se encuentran en la playa y uno de ellos le dice al otro: Mira, una gaviota muerta.
Y el otro mirando hacia el cielo le pregunta:
¿Dónde?











Van dos atlantes y le pregunta uno al otro:
¿Te vendo un caballo?
Y el otro le contesta:
¿Y yo para qué quiero un caballo vendado?




Iban 3 Atlantes por una ciudad de otro país, y mientras caminaban se quedaron viendo un edificio muy alto y se maravillaron. De pronto se les acercó un hombre y les dijo:
¿Les gusta este edificio?
A lo que respondieron:
¡Sí!
Bueno, les dijo, yo se los vendo bien barato, pero eso si, se lo tienen que llevar empujando hasta Atlantilandia. Pongan las maletas aquí, yo se las cuido.
Entonces, empiezan los atlantes dele y dele como 3 horas empujando el edificio, en ese momento pregunta uno:
¿Oye, este edificio se ha movido algo?
Pues, yo creo que sí, contesta otro, porque ya no se ven las maletas.






Más chistes de Atlantes Página principal
© Copyright 2000/2002 Roberto Pascobepop.com.ar
Diseño basado en TEMPLATED